enfermeria escolar ESPE

Cuéntame un cuento

Un cuento clásico, un cuento moderno, un cuento largo o uno cortito, con dibujos o con frases bonitas… hay cuentos de tantos tipos!!

Siempre hemos sabido que leer nos ayuda a desarrollar nuestras capacidades intelectuales: la concentración, el lenguaje y la comunicación (hablada y escrita) y por supuesto la imaginación y la creatividad.

Pero tiene más beneficios para nuestra salud 🙂

Por un lado, leer nos ayuda a relajarnos, lo cual en este ritmo de vida que estamos acostumbrados viene muy bien, tanto para pequeños como para mayores:  el simple hecho de parar. Es un hábito muy beneficioso para irse a dormir relajado y envuelto en una historia diferente a las vivencias de la rutina diaria (aunque si leemos antes de dormir deberemos evitar dispositivos electrónicos no adaptados especialmente a la lectura con luces estimulantes, como el ordenador o la tablet).

 

Y por otro, la lectura es una herramienta genial en cuanto a educación emocional.

Para nosotros mismos, para conocernos, para identificarnos con algún personaje y analizar las emociones que sentimos en una situación concreta, para buscar salidas o simplemente ayudarnos a entender lo que nos está pasando… incluso proponernos retos o nuevas aventuras.

Y a nivel social, nos permite empatizar, ver desde fuera vivencias que a lo mejor nos están sucediendo pero no somos capaces de valorar o identificar al vivirlas de cerca. Salir de nuestra realidad y dejar que los libros nos lleven con historias, metáforas… a una realidad diferente pero con similitudes, nos permite adoptar perspectivas diferentes y ponernos en el lugar de los demás.

Y por supuesto, las lecturas en grupo, o los cuentos que cuentan papá, mamá o el hermano mayor, bueno, por no hablar los de la abuela (o abuelo)… esos lazos, esos momento de compartir e imaginar juntos… esos momentos, no tienen precio y hacen mucho bien en nuestro corazón!

@enfermeriaescolarespe #aprendiendoaquerernos #aprendiendoacuidarnos

Anuncios